jueves, 7 de enero de 2010

juegos surrealistas en noches exquisitas



Sin darme cuenta em clave la espina de esa rosa
Sentí un dolor
En el fondo de mi pecho, lleno de escamas de pez espada
Como si fuese parte de
Su vida
Ya que
Me habían informado que partiria hacia otro mundo
y sería el ultimo beso
entonces lloré tanto que
me desidraté
entre goma espuma blanca

---

Reconocia mi forma de mirar
en el espejo del sol
pero el tenia otros planes
Le habia prometido llevarla con un beso
a otro mundo
Pero ella nunca creyó en sus promesas de amor eterno
lloraba desconsoladamente
Mientras que su amor pendia de un hilo
y se dio cuenta que
el amor era otra cosa
algo que jamas podría comprender con la razon
y lloró en soledad
ya que el amor habia acabado
ella habia jurado nunca volver a enamorarse de otro hombre

No hay comentarios: